viernes, 16 de noviembre de 2012

Prefacios



Tic, tac.
La línea que separa el domingo del lunes es apenas perceptible. El frío y la niebla crean un caos espacio-temporal del que es difícil huir. Cuando quieres darte cuenta, ya es demasiado tarde: nos queda un lunes mal empezado y un domingo sin astromantizar.